Veto de EEUU: Walter Fust no será jefe del PMA

EEUU priva a Walter Fust del cargo de director del PMA. Keystone

La estadounidense Josette Sheeran ha sido nombrada directora del Programa Mundial de Alimentos (PMA) de Naciones Unidas. El candidato suizo Walter Fust fue eliminado en la recta final.

Este contenido fue publicado el 08 noviembre 2006 - 10:30

El jefe de la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación (COSUDE) era en los últimos días el gran favorito para dirigir la mayor organización humanitaria del mundo.

El Programa Mundial de Alimentos lleva productos alimentarios a unos 100 millones de personas cada año. Este nombramiento era una de las grandes decisiones tomadas por el secretario general saliente de la ONU Kofi Annan.

Una excelente candidatura suiza

En los últimos días se multiplicaron las señales positivas con respecto a la candidatura del suizo Walter Fust para suceder al estadounidense James Morris. Fust estaba en la 'lista final' con cuatro nombres en la mesa del Consejo Ejecutivo del PMA.

Cabe señalar que el jefe de la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación (COSUDE) es conocedor con gran experiencia en el terreno y goza de una exceletne reputación en las esferas onusianas.

Esa condición hizo precisamente que varios funcionarios de la ONU, entre ellos el actual director del PMA James Morris, alentaran la postulación de Walter Fust.

El alto funcionario suizo aceptó tal posibilidad convencido de que el aspecto político quedaba al margen del mecanismo de selección y de que serían las calificaciones de los candidatos las que determinarían la decisión final.

"Aparte de su experiencia dispone de una red de relaciones muy importante a nivel internacional", declaró a swissinfo Harry Sivec, jefe de prensa de COSUDE.

Presión de la diplomacia estadounidense

Pero la presión de la diplomacia estadounidense fue la que finalmente cerró el paso a la postulación del alto funcionario de Sankt Gallen.

Contribuyente generoso al Programa Mundial de Alimentos y de la Organiuación de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), Estados Unidos logró que el fiel de la balanza favoreciera a su candidata Josette Sheeran.

La decisión fue tomada por el secretario general de Naciones Unidas Kofi Annan después de consultar al director general de la FAO Jacques Diouf y al Consejo Ejecutivo del PMA.

En este periodo de transición entre Kofi Annan y su sucesor coreano Ban Ki-moon, los Estados más poderosos tratan de colocar un máximo de sus representantes en las altas esferas de la ONU.

Se murmura en Nueva York que el nuevo secretario general -quien ha evocado con Kofi Annan la sucesión en el PMA-, se inclinaría más por el peso político que por el estricto examen de calidad de los candidatos a puestos importantes.

Mujer y republicana

La republicana Josette Sheeran es actualmente subsecretaria de Estado para Asuntos Económicos, Comerciales y Agrícolas de Estados Unidos.

La postulación de la periodista y diplomática de carrera fue en cierto modo controvertida por haber pertenecido varios años a la secta Moon.

Además, trabajó en el "Washington Times", periódico creado por el reverendo Sun Myung Moon. Oficialmente, Josette Sheeran ya no es miembro de ese movimiento.

Gracias a ella Estados Unidos seguirá manejando el Programa Mundial de Alimentos, tal como lo viene haciendo desde hace 14 años. Catherine Bertini y James Morris tuvieron en ese tiempo las riendas de la mayor organización humanitaria del mundo.

swissinfo, Rita Emch, Nueva York

Datos clave

El objetivo de la ONU de reducir hasta 2015 una mitad del número de personas que sufren hambre parece imposible.

De acuerdo a cálculos recientes de la Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), 854 millones de personas pasan actualmente hambre en el mundo.

Unos 400 millones son niños y casi 25.000 niños mueres de hambre cada día.

End of insertion

Contexto

Las sedes del Programa Mundial de Alimentos (PMA) y de la Organización para la la Agricultura y la Alimentación (FAO) se encuentra en Roma.

El PMA interviene en casos de catástrofes, crisis de hambruna como la de Darfour o en las regiones en guerra como recientemente ocurrió en el Líbano.

Desde su creación en 1963, el PMA ha invertido 30 millones de dólares de contribuciones voluntarias de Estados, ONGs y personas.

Suiza respaldó al programa 2005 con 36 millones de dólares. EEUU dieron 1.200 millones de dólares (el presupuesto total del PMA es de 2.700 millones de dólares).

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo