Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Wikileaks y el respeto de las normas periodísticas

El arresto del fundador de WikiLeaks Julian Assange seguido por los fotógrafos.

(Reuters)

Reporteros sin Fronteras (RSF) hace un llamado a la imparcialidad de la justicia británica tras el arresto de Julian Assange.

RSF apoya la labor del portal de filtraciones Wikileaks pero con reservas, ya que la web fundada por Assange debe cumplir y respetar las normas del periodismo.

Esta es la postura de la ONG transmitida por la presidenta de la sección suiza de RSF, Thérèse Obrecht.

Otra de las consecuencias apuntadas es que la última publicación de Wikileaks va a provocar un mayor control de Internet por parte de los Estados.

En agosto de 2010, Reporteros sin Fronteras lamentó la “increíble irresponsabilidad” en la que Wikileaks había incurrido con la publicación del 92.000 artículos -el pasado mes de julio en la propia página web de filtraciones- en los que aparecían los nombres de los colaboradores afganos de la coalición militar internacional presente en Afganistán desde 2001.

Ese era el principal problema, al menos en los casos de la guerra de Afganistán o Irak, cuando se revelaron muchos nombres de colaboradores civiles de los americanos, lo que les ponía en serios problemas en su país tras la salida a la luz de estos documentos, indicó Obrecht.

“Precisamente, le preguntamos hace varias semanas en Ginebra al propio Assange sobre si esta revelación había puesto en peligro a los colaboradores implicados, pero él respondió que nunca se había producido un incidente contra estas personas”.

Según la representante de RSF en Suiza, Wikileaks, debe responder como medio de comunicación en sí mismo y tiene que ser responsable de su posición.

Ahora, con el “Cable Gate”, lo que han aparecido son los nombres de diplomáticos y de otras personas”, explicó Obrecht, a swissinfo.ch. También ha quedado demostrado que es imposible tener secretos ya que cerca de tres millones de personas tenían acceso a los cables diplomáticos.

Respeto del tratamiento informativo

En esta ocasión y por primera vez, la filtración de 250.000 despachos y documentos de las representaciones americanas, ha sido distribuida a cinco grandes diarios de todo el mundo: el británico ‘The Guardian’, The New York Times’ (Estados Unidos), ‘Le Monde’ (Francia), ‘El País’ (España) y ‘Der Spiegel’ (Alemania).

Ante tanto volumen de información para manejar hay que actuar con mucha precaución. Es muy difícil de analizar y por eso es bueno que estos diarios tan serios se encarguen de esa labor, estimó Obrecht.

“Es muy positivo que ahora la publicación de esta ultima filtración se haya hecho de forma sincronizada y que todos ellos estén colaborando: supone una garantía que respeta el tratamiento informativo y que todo se haga según las leyes y los valores del periodismo, con seriedad”, destacó la representante de RSF en Suiza.

En los cables e informaciones que publican los cinco diarios citados no hay nombres de personas anónimas, que evitan publicar estos medios con el fin de protegerlas. Así se demuestra qué esta labor se puede hacer de forma eficaz, destacó.

En opinión de Obrecht, la calidad de los cables es excelente y también es muy interesante poder acceder a documentos históricos, ya que algunos datan de hace más de 40 años (entre otros ejemplos que cita ‘El País’ figuran documentos sobre las aportaciones históricas sobre la liberación de Nelson Mandela, la Revolución Islámica o el conflicto de las Malvinas).

No todos son tan negativos como se dice. Por ejemplo, algunos cables ponen de manifiesto que EE UU tratan de solucionar el conflicto con Irán, apuntó.

Mayor control en Internet

La labor de Wikileaks a favor de la transparencia y de la libertad de prensa va a tener un efecto contrario al pretendido por el portal de filtraciones. “El sistema de libertad total va a propiciar un mayor control en Internet y en la diplomacia, lo que es contraproductivo. Los países democráticos van a tener ahora una mayor tentación de controlar Internet”, precisó Thérèse Obrecht.

Otra realidad que ha quedado patente es que es más fácil obtener y acceder informaciones de países más abiertos y que viven en democracia que de otros Estados como Rusia, China o Israel, donde el respeto de la libertad de expresión y de información es más discutible, concluyó Obrecht.

RSF denunció ataques a WikiLeaks

Por otro lado, RSF condenó los bloqueos, los ciberataques y las presiones políticas ejercidas contra 'cablegate.wikileaks.org', sección de la web de Wikileaks dedicada a la publicación de cables diplomáticos estadounidenses.

La organización también se encuentra preocupada por las declaraciones de algunos dirigentes políticos estadounidenses en lo que concierne a Wikileaks y su fundador, Julian Assange, manifestó la dirección general de la ONG.

RSF, sobre el arresto de Assange

"Dado que

Julian Assange

, el fundador del sitio Wikileaks, acaba de ser arrestado por la policía británica, Reporteros sin Fronteras le solicita garantizar el respeto de los derechos de la defensa pese al clima de gran tensión que reina en torno a este caso. El proceso debe concentrarse específicamente en las acusaciones de orden privado de las que el señor Assange es objeto en Suecia. En ningún caso debe tratarse de un proceso por las publicaciones de Wikileaks."

Fin del recuadro

Postura de RSF

Reporteros Sin Fronteras condenó las presiones políticas y los bloqueos que recibe Wikileaks.

Amazon y EveryDNS cancelaron el servidor de la web y su dominio.

Al menos Amazon, según RSF, tomó esta decisión por presiones políticas de la Comisión del Senado estadounidense de seguridad.

El Ministro francés de Industria declaró que el gobierno francés estudiaba los medios para prohibir que se albergue al sitio.

Varios países como Tailandia y China decidieron bloquear 'cablegate.wikileaks.org', además de Emiratos Árabes Unidos.

Es la primera vez que observamos un intento de censura a escala internacional de una web cuya primera vocación es la transparencia.

RSF condena este encarnizamiento y reitera su convicción de que Wikileaks, según la primera enmienda de la Constitución estadounidense, tiene derecho a publicar estos documentos e incluso, realiza una obra útil al ponerlos a disposición de los periodistas y los lectores.

Subrayan que toda restricción a la libertad de difundir este corpus de documentos afectará a la prensa en su conjunto, que ha retomado ampliamente la información proporcionada por Wikileaks.

La organización también recuerda que siempre ha actuado bajo el principio de “la neutralidad de la Red”, según el cual los proveedores de acceso y de alojamiento web no deben jugar ningún rol en la elección de los contenidos puestos en Internet.

Fin del recuadro

swissinfo.ch

Neuer Inhalt

Horizontal Line


Instagram

Síganos en Instagram

Síganos en Instagram

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes