Navigation

Agricultores defienden los derechos arancelarios

Agricultores suizos y noruegos se manifiestan ante la sede de la OMC en Ginebra. Keystone

Agricultores de varios países, entre ellos Suiza, se han manifestado para exigir que se mantengan los impuestos a la importación y la exportación y se proteja el sector agrícola.

Este contenido fue publicado el 26 julio 2005 - 20:27

Asimismo entregaron una declaración conjunta a la OMC en Ginebra, en señal de protesta contra las negociaciones comerciales en curso.

Cerca de 500 campesinos de Suiza, Noruega, Japón y Corea, entre otros países, se manifestaron este martes en Ginebra para exigir que las negociaciones que se desarrollan actualmente en el seno de la OMC preserven las explotaciones familiares.

Una delegación encabezada por el presidente de la Unión Suiza de Agricultores, Hansjörg Walter, entregó la declaración común al responsable del expediente agrícola en la OMC, Tim Groser.

Las delegaciones de los 148 países miembros de la organización intentaran lograr un acuerdo, de aquí al viernes, en materia de liberalización con vistas a la conferencia ministerial, prevista para diciembre en Hong Kong.

Propuesta del G20

Los negociadores de la OMC deben debatir de aquí a fines de julio una propuesta presentada por el G20, que integran países emergentes y exportadores de productos agrícolas. La iniciativa permitiría relanzar el ciclo de Doha, que se encuentra paralizado debido a divergencias en torno al tema agrícola.

La propuesta establece un marco para negociar la aplicación de aranceles aduaneros más bajos a los productos agrícolas.

Concretamente, el G20 propone una fórmula de reducción de los derechos de aduana menos severa para los países desarrollados que para las naciones más pobres, cuyas tarifas aduaneras podrían alcanzar un tope máximo del 150%, frente al 100% para los países ricos.

Declaración común

En una declaración conjunta, los agricultores reivindican el derecho de todo país a producir productos alimenticios. Sostienen que las negociaciones actualmente en curso favorecen, sobre todo, a los grandes productores en detrimento de las explotaciones menores.

Cada país debe tener el derecho a proteger y fomentar la producción de víveres para asegurar el consumo propio, así como garantizar la seguridad alimenticia y un nivel adecuado de autarquía, señala el documento.

Los negociadores deben sopesar los argumentos que no sean de índole comercial.

"Pedimos que cada familia de campesinos pueda tener un futuro en cualquier país", puntualizó el presidente de la asociación de agricultores noruegos, al término de la marcha que ha recorrido 2.200 kilómetros a través del continente europeo.

"La tasa de aprovisionamiento de Suiza es de cerca del 60%. Esto significa que somos claramente una nación importadora de productos alimenticios", destacó, por su parte, Hansjörg Walter.

"Hemos abierto nuestras fronteras a las importaciones de los países menos avanzados, pero nos oponemos a vernos inundados de productos baratos provenientes de los países industrializados", concluyó.

Un centenar de ONG

Un centenar de representantes de organizaciones no gubernamentales (ONG) emprendieron este martes la primera de cuatro jornadas de debates para movilizar a la opinión pública contra las negociaciones actualmente en curso en el seno de la OMC. Critican las presiones que están ejerciendo los países desarrollados sobre las naciones pobres.

Las ONG dudan que las negociaciones de esta semana, destinadas a preparar la conferencia ministerial de Hong Kong, prevista para diciembre, desemboquen en un acuerdo. Pero el representante de ATTAC-Suiza, Alessandro Pelizzari, señaló que se ha aprendido la lección del acuerdo intermedio concluido hace un año "en la clandestinidad".

"Este acuerdo permitió reanudar el ciclo de Doha tras la fallida cumbre de Cancún, sin la participación de la sociedad civil. Para evitar que volviera a producirse una situación similar, creamos el Consejo General de los Pueblos", explicó Alessandro Pelizzari.

swissinfo y agencias

Datos clave

El ciclo de Doha, lanzado en noviembre del 2001, debía concluir en el 2004.
Pero las negociaciones no avanzaron tras el fracaso de la conferencia ministerial de Cancún en septiembre del 2003.
Los miembros de la OMC esperan ahora llegar a un acuerdo de aquí a fines de año.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo