Navigation

Tratamiento de electroestimulación para regular presión arterial

Las lesiones de la médula espinal provocan una presión arterial inestable, lo que puede reducir la calidad de vida y ponerla en peligro. Keystone

Un equipo de científicos suizos y canadienses ha desarrollado un tratamiento de estimulación eléctrica dirigida para pacientes con lesiones de la médula espinal. La terapia les permite recuperar el control de la presión arterial.

Este contenido fue publicado el 29 enero 2021 - 10:26
EPFL/swissinfo.ch/sb

Investigaciones anteriores utilizan la estimulación eléctrica dirigida de la médula espinal, a través de un implante inalámbrico, para ayudar a parapléjicos a caminar nuevamente. Sobre esa base, los científicos de la Escuela Politécnica Federal de Lausana (EPFL) y de la Universidad de Calgary llevaron a cabo experimentos para administrar estimulación eléctrica en la región que contiene los circuitos neuronales que regulan la presión arterial.

Las lesiones de la médula espinal provocan una presión arterial inestable, lo que puede reducir la calidad de vida y ponerla en peligro. Desafortunadamente, no existen terapias efectivas para la presión arterial inestable causada por lesiones de la médula espinal.

Durante sus experimentos, el equipo aplicó estimulaciones eléctricas adaptadas en tiempo real a las mediciones tomadas por un monitor implantado en una arteria. Este monitor mide la presión arterial de forma continua y adapta las instrucciones enviadas a un marcapasos que, a su vez, envía impulsos eléctricos sobre la médula espinal.

Después de las pruebas en modelos preclínicos de roedores y primates no humanos, probaron el modelo en un paciente humano. Su investigación fue publicada en la última edición de la revista Nature.Enlace externo

“Sufría episodios cotidianos de presión arterial baja, especialmente por la mañana y por la noche”, indicó Richi, de 38 años. "Pero desde que me hice el implante, ocurre con mucha menos frecuencia, tal vez una vez cada dos semanas".

Richi perdió el uso de las cuatro extremidades después de un accidente deportivo. “Esos episodios diarios de hipotensión eran una verdadera carga. También perturbaban mi visión y me impedían realizar incluso las tareas diarias más simples. El tratamiento de estimulación eléctrica significó un gran alivio, mucho más eficaz que la medicación".

Los científicos tienen la intención de continuar su investigación gracias a una subvención recibida de la Agencia de Proyectos de Investigación Avanzada de la Defensa de Estados Unidos (DARPA). Al mismo tiempo, Onward (anteriormente GTX Medical), una empresa emergente con sede en la EPFL y en los Países Bajos, desarrollará y comercializará dispositivos clínicos basados en los descubrimientos del equipo.

“Estos resultados abren posibilidades interesantes no solo para tratar la hipotensión en personas con lesiones crónicas de la médula espinal, sino también en una fase muy temprana después de una lesión, lo que podría aumentar la recuperación general, incluido el tratamiento de la parálisis”, dijo el neurocientífico Grégoire Courtine de la EPFL. "Tenemos muchas esperanzas de poder desarrollar tratamientos que puedan tener un impacto en las personas que viven con lesiones en la médula espinal".

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.