Navigation

Skiplink navigation

Tumba faraónica en Museo de Basilea

Reproducción de una de las cámaras de la tumba del faraón Seti I. Ruedi Habegger, Antikenmuseum Basel und Sammlung Ludwig

El Museo de la Antigüedad de Basilea exhibe una impresión en 3D de la tumba del faraón Seti I. Mediante el empleo de tecnología de escaneado y reproducción de última generación, así como de las pinturas que documentan el esplendor de la tumba, se ha podido recrear el monumento.

Este contenido fue publicado el 14 noviembre 2017 - 15:27

La exposición ‘Scanning Seti. La regeneración de una tumba faraónica’, muestra una copia en tamaño real de las dos tumbas más espléndidas y el sarcófago de Seti I. La muestra estará abierta hasta el 6 de mayo.

La tumba de Seti I (1290-1279 A.C., también conocido como Sethos I) es la más grande de su tipo descubierta hasta ahora. En 1817, el explorador y arqueólogo italiano Giovanni Battista Belzoni elogió el impecable estado de conservación cuando descubrió la tumba 3 000 años después de la muerte del joven faraón.

Durante los siguientes 200 años, excavaciones inadecuadas, saqueos y turismo afectaron al monumento. Ahora, gracias a la Iniciativa de Preservación de la Necrópolis de Tebas ha sido implementado un proyecto para promover el turismo sostenible y garantizar la vigilancia de las tumbas del Valle de los Reyes en Luxor, donde se encuentra la tumba original.

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo