Navigation

Despierto interés por Marte

En Zúrich, gran afluencia al telescopio astronómico de Urania. swissinfo.ch

En Suiza se ha disfrutado de noches claras con el astro vecino adornando el infinito.

Este contenido fue publicado el 28 agosto 2003 - 12:46

Con una velocidad de acercamiento de 10 km/seg, el Planeta Rojo alcanzó su punto más cercano a la Tierra, a 55 millones 758 mil 6 kilómetros.

El Planta Rojo puede ser visto en todo su esplendor por los terrestres en estos días de cielo despejado, al menos aquí en Suiza, en donde sus destellos anaranjados se observan con claridad al sureste del horizonte.

A plena vista, Marte llama la atención de los amantes de la astronomía y también de aquellos que poco acostumbran mirar al cielo. Y no es para menos. El astro vecino se asoma en el firmamento como la estrella más luminosa, después de la Luna.

La ocasión es única, y aquel que no mire al cielo para ver a Marte tan cerca de nosotros, no lo podrá hacer en circunstancias similares sino hasta en el año 2287.

No pierde su encanto

Para los terrestres, Marte no ha perdido el encanto y la fantasía que lo rodea en la imaginación de los habitantes del Planeta Azul.

En Suiza se desarrollan las “noches marcianas” durante esta semana en casi todos los observatorios del país.

En Berna, por ejemplo, expertos explican cada noche sobre las actuales expediciones al Planeta Rojo, sobre las pistas de vida como bacterias y agua en ese coloso, así como también el descubrimiento de sus volcanes que son hasta 100 veces más grandes que los existentes en la Tierra.

Planeta exterior

Cuarto planeta del sistema solar, luego de Mercurio, Venus y la Tierra, Marte es el primero de los astros exteriores, es decir el que describe una orbita más prolongada que la de la Tierra alrededor del Sol.

La distancia entre Marte y la Tierra varía considerablemente. En ocasiones, como ahora, puede acercarse a menos de 60 millones de kilómetros, y su distancia más lejana con el Planeta Azul es de 400 millones de kilómetros.

Marte ocupa el doble de tiempo en girar sobre su eje que nuestro mundo. El movimiento combinado entre los dos planetas vecinos hace que tengan un acercamiento cada 15 años.

Una esfera brillante

“Sin ninguna herramienta, el ojo humano ve un astro extremadamente naranja y brillante, pero sin los detalles de su superficie”, explica Nicolas Waelchli, responsable del Observatorio François Xavier Bagnoud en St. Luc, en el cantón del Valais.

Con unos simples catalejos, indica el astrónomo, se puede ver claramente que el astro es una esfera y no un simple punto de luz, como lo son, debido a su distancia, las otras estrellas.

Pero para aquellos que tengan la oportunidad de visualizar a Marte con un telescopio, incluso podrán observar su gran mancha polar.

Marte Expreso

Y mientras en tierra los astrónomos aficionados se desvelan observado al astro más parecido a nuestro globo, los expertos de la astronomía esperan, ansiosos los resultados de las dos misiones actuales, dirigidas a descubrir más detalles sobre Marte.

Una de estas misiones, y de la que forma parte Suiza, es ‘Mars Express’, que cuenta con 3 microcámaras fabricadas con tecnología helvética.

Se trata de una misión de La Agencia Espacial Europea (ESA) para buscar evidencias de vida en el Planeta Rojo.

La nave espacial no tripulada despegó el 2 de junio del centro de lanzamiento espacial que utiliza la ESA en Baikonur, Kasakistán. Lleva a bordo una sonda llamada 'Beagle 2' que investigará la composición del suelo marciano.

Recientemente se ha sabido de pequeñas deficiencias energéticas en la sonda europea debido a que sus micas solares han dejado de funcionar, informaron este miércoles 27 de agosto los responsables de la Agencia espacial rusa ‘Rosaviakosmos’.

Los expertos de la ESA han asegurado que este inconveniente “no afecta de forma significativa la continuación del programa de vuelo y que la misión –como acordado- deberá llegar al planeta Marte en diciembre de este 2003.

swissinfo y agencias

Contexto

A las 11:51 horas (tiempo de Europa) de este miércoles 27 de agosto, Marte tuvo su mayor acercamiento a la Tierra.

Un fenómeno similar no había sucedido desde el año 57 mil 537 antes de nuestra era, por lo que jamás había sido registrado por la humanidad.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.