El ministro suizo de Justicia de visita en Chile

El ministro suizo de Justicia viaja este miércoles (21.11) a Chile. Keystone

Christoph Blocher inicia este miércoles 22 de noviembre una visita a Santiago durante la cual firmará con las autoridades locales acuerdos en materia judicial.

Este contenido fue publicado el 21 noviembre 2006 - 19:35

El titular helvético de la cartera de Justicia se reunirá con su homólogo chileno, Isidro Solís, y con el ministro del Interior, Belisario Velasco.

"Con la firma de esos acuerdos, Suiza y Chile subrayan su voluntad de cooperar más estrechamente en la lucha contra el crimen internacional y de actuar en común contra las migraciones ilegales", asentó el Ministerio suizo de Justicia en un comunicado emitido este martes.

El vocero de esa dependencia, Livio Zanolari, precisó a swissinfo que el viaje comienza este miércoles (22 de noviembre) y se prolongará por espacio de tres días.

"Es una visita muy importante y Chile está muy contento de que el ministro (Christoph) Blocher viaje porque se va a firmar un acuerdo de readmisión de personas y el tratado de ayuda judicial en materia penal y estos dos acuerdos han sido trabajados por los expertos de ambos países durante más de un año", indicó por su parte la embajadora del país sudamericano ante Berna, Carolina Rossetti.

"Acuerdos clásicos"

Nuestros interlocutores coincidieron en señalar que ambos acuerdos se inscriben en el marco corriente de las relaciones bilaterales y rechazaron que tengan que ver con algún caso en particular. Se trata de "acuerdos clásicos", dijo el vocero del Ministerio de Justicia.

"En general, la asistencia judicial es válida para todos los casos que son tratados por la justicia. Si el Estado de Chile tiene necesidad de información particular en lo que concierne a la asistencia judicial, puede solicitar informaciones particulares a Suiza que, con base en ese tratado, puede proporcionarlas y el mismo caso a la inversa", abundó Livio Zanolari.

Explicó asimismo que el acuerdo de readmisión hace que los países signatarios estén obligados a recibir a sus conciudadanos rechazados por el otro Estado.

La embajadora comentó que en la materia su país no tiene muchos problemas, pero agregó que en caso de migraciones ilegales, el hecho de que exista un acuerdo permite soluciones más expeditas y eficientes, "sobre todo en momentos en que el tema de las migraciones es un problema y a veces más que un problema, un drama que tenemos que aprender a resolver y a administrar".

Nada que ver con caso Pinochet

Por otra parte descartó que la firma del acuerdo de asistencia en materia judicial tenga relación con el caso de las cuentas que habrían sido abiertas en Suiza por allegados del ex dictador chileno, Augusto Pinochet.

"No tiene nada que ver. El tema del caso Pinochet son exhortos del poder judicial que no tienen nada que ver con quien está firmando este acuerdo que es el Poder Ejecutivo", subrayó la embajadora.

Recordó que en su país los tres poderes son independientes e insistió en que el gobierno de Chile no ha enviado los exhortos a la justicia helvética para que investigue las cuentas que Pinochet tendría en Suiza bajo otros nombres.

"Ha sido el Poder Judicial y hay que separar muy bien, este es un acuerdo que se firma entre dos gobiernos, entre el gobierno de la presidenta Bachelet y el gobierno de la Confederación, en este caso, con el ministro del ramo, el Señor Blocher".

Preparan visita de Bachelet

La de Blocher es la primera visita de un ministro suizo a Chile tras la toma de posesión de la presidenta Michelle Bachelet, primera mujer en asumir las riendas de la nación sudamericana.

Socialista también, la responsable suiza de Exteriores, Micheline Calmy-Rey, que en 2007 presidirá el gobierno helvético, invitó a su país a la dirigente chilena. "Ya estamos trabajando en el tema de las fechas", indicó la embajadora y destacó que las relaciones entre ambos países pasan por un muy buen momento.

A guisa de ejemplo se refirió al avance logrado en el tema de la cooperación científica y tecnológica entre universidades de ambos países y precisó que durante la visita de la presidenta chilena a Suiza podría producirse la firma de un acuerdo muy importante en el rubro.

"Hay varias misiones de chilenos que vienen justamente a estudiar todo el tema que nos interesa de las energías renovables, de la educación medioambiental, de la biotecnología. Estamos trabajando muy fuerte en la cooperación científico-tecnológica", subrayó.

Relaciones bilaterales

Carolina Rossetti recordó asimismo que a través de la Asociación Europea de Libre Comercio (EFTA), Suiza y Chile mantienen un acuerdo de libre comercio y dijo que aunque la balanza haya sido desfavorable a su país en los últimos años, se está recuperando.

"Estamos también aumentado nuestras exportaciones a Suiza y hay interés de inversiones suizas en llegar a Chile", dijo y añadió: "A nosotros nos interesa que puedan invertir en todo lo que Suiza tiene un 'savoir faire' quizá mejor que el nuestro, con todo lo que tiene que ver con las energías renovables, con la energía solar, con la energía eólica y con el tema de la biotecnología".

Reiteró que, además del aumento del comercio y de la apertura del mercado suizo a las exportaciones chilenas, y de la apertura de Chile a las inversiones suizas, el gran desafío de su país es el tema de la biotecnología y de la innovación en todo lo que son energías renovables.

swissinfo, Marcela Águila Rubín

Contexto

Las autoridades suizas recibieron una primera solicitud de ayuda judicial, por parte de las autoridades chilenas, en marzo del 2005.

En abril del mismo año solicitaron un complemento de información.

En diciembre pasado, la justicia chilena entregó una segunda demanda de asistencia judicial con el complemento de información.

El 30 de enero de este año, la Oficina Federal de Justicia dio a conocer su decisión de transmitir esa solicitud al Ministerio Público.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo