Navigation

Skiplink navigation

Micheline Calmy-Rey en ese otro país de montañas

Machu Pichu, un prodigio cerca de Cuzco. Keystone

La ministra suiza de Exteriores visitó Perú, esa nación con la que comparte más de un siglo de relaciones, 40 años de cooperación, fuertes lazos humanos...

Este contenido fue publicado el 04 marzo 2005 - 13:41

Y, muy especialmente, una asociación a escala internacional para el desarrollo durable de las regiones de montaña.

"Perú es uno de los países prioritarios de la ayuda suiza al desarrollo. Desde 1964 Suiza está presente en Perú sin interrupción", enfatizó la responsable de la diplomacia suiza durante una conferencia de prensa (23.02) previa al viaje que realizó por América Latina del 25.02 al 01.03.

"Intenté saber por qué estábamos particularmente presentes desde hace tanto tiempo y llegué a la conclusión de que es probablemente porque se trata de un país de montañas, como Suiza. Además del hecho de que hay una gran pobreza, el hecho también de que es un país de montañas", insistió.

Al dar a conocer los pormenores de un periplo que la llevaría por Perú, Argentina y Uruguay, a lo largo de su primera visita oficial a la América Latina, Micheline Calmy-Rey abundó sobre esa coincidencia orográfica entre Suiza y el país andino que se aprestaba a visitar.

"Por otra parte –entre Berna y Lima- hay una asociación internacional para el desarrollo durable de las regiones de montaña de la que Suiza es fundadora, y la II conferencia de esa asociación tuvo lugar el año pasado en Cuzco. Y esa es también una de las razones del viaje", apuntó.

Inversiones y cooperación

Como lo subrayó entonces la ministra Calmy-Rey, en América Latina existe un gran abismo entre la población rica y la económicamente desfavorecida. De hecho, en la presencia helvética en la región se aprecia esa diferencia. Dos son los grandes rubros suizos en Latinoamérica: inversiones y cooperación.

Y, en este segundo renglón, Perú ocupa un lugar muy especial. El país andino fue el primer destinatario de la asistencia helvética en la región, y, con Nepal y Rwanda, de los primeros en el mundo (en más sobre el tema: De los Alpes a los Andes en 40 años de cooperación).

Corría el año de 1964 y Berna desplazaba hasta esa tierra del legendario imperio inca, todo su saber en materia de ganadería. Han pasado más de cuarenta años de una asistencia sin interrupción que se traduce actualmente en un promedio anual de 18 millones de francos y que con el paso de los años se ha ido diversificando.

La tercera es la vencida

En el encuentro con la prensa previo a su viaje, Micheline Calmy-Rey recordó que a su llegada al Ministerio de Exteriores en el 2003, estaba previsto un periplo del entonces titular de esa cartera, Joseph Deiss, a América Latina -en particular a Perú-, que no pudo realizarse porque el entonces responsable de la diplomacia suiza pasó al Ministerio de Economía.

"Yo llegué, re-preparamos ese viaje, (pero) no pude ir porque se produjo la guerra de Irak, exactamente en ese periodo", enfatizó la ministra.

Vino luego la II Reunión Mundial de la Alianza para las Montañas, que se llevó a cabo en el mes de octubre del 2004 en Cuzco (Perú), a la que la ministra pensaba asistir, y a la que tampoco pudo desplazarse en razón de las negociaciones bilaterales con la Unión Europea.

"Pero esta vez salgo el jueves (24.02)", dijo entonces. Y esta vez salió...

De las cumbres doradas al Mar del Plata

... y visitó tres países del Cono Sur en el primer viaje de un (a) responsable de la diplomacia suiza a Latinoamérica, esa amplia región que se extiende del sur del Río Bravo hasta la Patagonia y con la que Suiza busca estrechar sus lazos:

"América Latina no ha sido hasta ahora una región prioritaria de la política exterior de Suiza, pero yo creo que ahora nuestro aislamiento en Europa, el hecho de que no seamos miembros de la Unión Europea, de que estemos relativamente aislados en el plano político, nos empuja, debe empujarnos, a cuidar particularmente las relaciones con los países de América Latina", dijo.

Pasó revista a los nexos entre su país y la región: lazos humanos –una importante migración en diferentes épocas y en ambos sentidos- una similitud de los objetivos en materia de política extranjera, la buena reputación suiza en esa zona americana....

"Pienso que eso amerita que cuidemos las relaciones con esos países. Son países que son benevolentes con respecto a Suiza y que tienen 'a priori’ una actitud positiva con respecto a Suiza", enfatizó.

swissinfo, Marcela Águila Rubín

Datos clave

La ministra suiza de Exteriores, Micheline Calmy-Rey, viajó a América Latina del 25.02 al 01.03.
Visitó tres países del cono sur: Perú, Argentina y Uruguay.
Encontró a responsables de los países anfitriones y a mandatarios de la región durante su estancia en Uruguay.
En ese país asistió a la toma de poder del presidente Tabaré Vázquez.

End of insertion

Contexto

Desde 1964 la cooperación suiza está presente en Perú sin interrupción.
Durante esos años Berna ha destinado unos 300 millones de francos a diversos programas de cooperación en el país andino.
El monto anual helvético en el rubro es de 18 millones de francos no reembolsables.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo