Swiss se porta mejor que lo previsto

La compañía Swiss quiere afirmar su curso swissinfo.ch

La compañía anuncia un déficit de 447 millones de francos durante el primer semestre del 2002. Una pérdida menos grave que la anticipada.

Este contenido fue publicado el 16 septiembre 2002 - 19:09

Durante el mismo periodo, swiss logró una cifra de negocios de 1.754 millones de francos, mejor también que las previsiones.

"Nunca es agradable anunciar una pérdida millonaria de tres dígitos", dijo este lunes en Basilea el presidente del consejo de administración de swiss, Pieter Bow. Pero las cifras son "menos rojas que las previstas en el 'Business-plan'", precisó.

"swiss mantiene su curso", añadió Bow con manifiesto optimismo sin dejar de reconocer que "aún no ha sido logrado el nivel aspirado en el servicio y el confort en tierra y aire"

Cifras aceptables

Con un volumen de negocios de 1.754 millones de francos, swiss superó en 45% los 1.209 millones previstos en el 'Business-plan'. El número de pasajeros ha ido mejorando constantemente en el curso del año, informó el director ejecutivo de swiss, André Dosé.

Buena ocupación

La ocupación de asientos en los aviones de swiss fue mayor que la contemplada en el plan. El término medio registra 55% en sus rutas en Europa y 76.9% en las intercontinentales, sostuvo Dosé.

Manifestó, empero, su disconformidad con la rentabilidad por pasajero, ya que, a su juicio, debe aumentar evitando la disminución de precios, mejorando el "Mix" (combinación) de sus clientes de las clases de negocios y económica, y recuperando a los clientes de la empresa.

En el rubro de los costos, swiss gastó 18% más de lo señalado en el 'Business-plan', en parte debido al transporte de una mayor cantidad de pasajeros que la prevista.

Los gastos de personal se situaron un poco más de lo calculado en el plan, y en ese sentido, los "costos únicos start-up" fueron también más altos.

Problemas de alianza y de personal

Nada nuevo comunicó Dosé acerca de la alianza. "El contrato con 'American Airlines' está en marcha, pero siguen las negociaciones intensas para concretar la alianza 'Oneworld'. Aún nos falta convencer, sobre todo, a la compañía "Brtisish Airways", dijo..

Al principio, la dirección de swiss restó importancia a los problemas con el personal, especialmente con los pilotos. El de cabina firmó el contrato colectivo correspondiente, pero prosigue el conflicto con "Swiss pilots", la organización sindical de los ex pilotos de Crossair.

En cuanto a los rumores de un plan para reducir unos 300 puestos de trabajo, Dosé los descalificó porque, "carecen de seriedad".

El máximo ejecutivo de swiss admitió la necesidad de mejorar el aspecto técnico. "No estamos conformes con la confiabilidad técnica en la flota regional", declaró Dosé al tiempo de añadir que "se tomarán medidas" para, entre otros, aumentar el personal.

Pero aclaró que no se trata de un "problema de seguridad", sino de un "problema de confiabilidad".

Cifras negras en el 2003

A juicio de los diretivos de swiss, la gestión anual arrojaría también una pérdida más baja que los 1.100 millones de francos previstos en el 'Business-plan'. Dosé declinó hacer un pronóstico, porque "depende mucho de la situación geopolítica, es decir de la crisis con Irak y la evolución de la economía mundial".

Con todo, el máximo ejecutivo de swiss reiteró que está convencido de lograr la meta de cifras positivas en el año 2003.

swissinfo y agencias

Hechos clave

Swiss nace de las cenizas de Swissair
Se espera que alcance equilibrio financiero en el 2003
La línea es la cuarta empresa aérea de Europa

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo