Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

"En el terreno de juego sólo es A contra B, nada más"



Busacca dice que sólo es un ser humano.

Busacca dice que sólo es un ser humano.

(Keystone)

Massimo Busacca es el primer suizo de la historia en convertirse en el mejor árbitro del año, lo que culmina un 2009 de altibajos deportivos.

El pasado septiembre su nombre apareció en los titulares de prensa después de hacer un gesto obsceno a los aficionados durante un partido, un hecho del que ahora se arrepiente. Pero Busacca mira hacia delante y tiene la vista puesta en el Mundial de Sudáfrica.

El suizo originario del cantón del Tesino cumple 41 años el próximo 6 de febrero pero ya ha recibido un regalo por adelantado. La Federación Internacional de Historia y Estadística de Fútbol (IFFHS) lo eligió como mejor árbitro del mundo en 2009 la pasada semana.

Ningún suizo había recibido antes este galardón, ni siquiera el legendario Urs Meier, que sólo consiguió la segunda plaza en 2002.

Busacca está muy satisfecho con este reconocimiento. Está particularmente orgulloso de todos los mensajes y felicitaciones que ha recibido, especialmente de los que proceden de la Suiza de expresión alemana.

Gesto desafortunado

Sólo hace unos meses fue declarado como “persona non grata” por haber mostrado su dedo levantado en un encuentro de Copa de Suiza en septiembre entre el FC Baden y el Young Boys de Berna, como respuesta a los comentarios provocativos de los aficionados del conjunto visitante.

Tras un primera renuncia, finalmente reconoció su gesto y pidió disculpas. Fue sancionado e inhabilitado para tres partidos. El hecho provocó una onda expansiva en todo el país y suscitó el debate.

“No puedo justificar haber hecho ese gesto”, cuenta a swissinfo.ch Busacca. “Quizá mostré que sólo soy humano”.

La cara positiva del asunto fue que el hecho fijó la atención sobre los abusos e insultos verbales y la violencia en los estadios. Para Busacca, es una desgracia que en Suiza sea necesaria la presencia policial en los partidos de fútbol.

El episodio es quizá el único borrón en su meteórica carrera. Tras un periodo como jugador en las ligas inferiores, alcanzó la elite del arbitraje suizo en 1996.

Busacca, que se califica como mal jugador de fútbol, llegó al ámbito internacional tres años después. Fue el único colegiado suizo en el Mundial de 2006 y también en la Eurocopa de 2008, albergada por Austria y Suiza, donde pitó la semifinal entre Turquía y Alemania.

Amarilla a Cristiano Ronaldo

También estuvo en el punto de mira internacional cuando, en mayo de 2009, mostró a la estrella Cristiano Ronaldo cartulina amarilla en la final de la Liga de Campeones disputada entre el FC Barcelona y el Manchester United en Roma.

Busacca no se deja desconcertar por los nombres de los futbolistas famosos. “En el terreno de juego sólo es A contra B, nada más”, explica.

El árbitro no piensa que sea ahora más conocido fuera del país que en Suiza. “De lo contrario no hubiera sido votado como el árbitro suizo del año cinco años seguidos”.

Sin embargo, no está del todo satisfecho de la situación en su país. Dice desde hace años que las condiciones para los árbitros no son suficientemente buenas, especialmente si se comparan con las de los futbolistas profesionales.

Busacca sigue trabajando a tiempo parcial como encargado del servicio civil de comedores del cantón del Tesino, a pesar de su carrera internacional.

Los profesionales

El reconocimiento de la elevada profesionalidad de los árbitros de futbol está cada vez más presente. Probablemente el propio Busacca hizo su contribución al respecto al tomar parte en un documental de televisión dedicado a los colegiados.

En éste aparece Busacca en acción sobre el campo, hace sonar su silbato, mientras ríe y corre. Sus formas son quizá menos dictatoriales que las de sus compañeros -él es estricto, aunque también comunicativo y conciliador.

Busacca es ambicioso. No oculta que su deseo de dirigir la final del Mundial de Sudáfrica de este año, “siempre que el equipo suizo no participe en ella”.

Aunque también es humilde. Siempre se santigua antes y después de cada partido. “Tengo mis limites y Dios está a mi lado”, según Busacca.

Gerhard Lob en Locarno, swissinfo.ch
(Traducción: Iván Turmo)

IFFHS

La Federación Internacional de Historia y Estadística de Fútbol es una institución estadística reconocida por la FIFA e instituida el 27 de marzo de 1984 en Leipzig (Alemania) a iniciativa del alemán Alfredo W.Pöge y del Secretario General de la FIFA de aquel entonces, Helmut Käser.

Su finalidad es establecer una documentación cronológica, estadística y científica del fútbol a nivel mundial y determinar los récords mundiales en todas las áreas de dicho deporte de acuerdo con los principios de la FIFA.

Actualmente la IFFHS tiene su sede en Abu Dabi (Emiratos Árabes Unidos) y está conformada por más de 200 miembros de 120 países.

Fin del recuadro

Clasificación

Massimo Busacca fue elegido como el mejor árbitro del mundo al conseguir 252 puntos en la clasificación de la IFFHS, por delante del ganador del año pasado, el italiano Roberto Rosetti que consiguió 147 puntos, y de Howard Melton de Inglaterra (52 puntos).

Busacca recibirá su premio en Londres el 1 de febrero de 2010.

La clasificación histórica está liderada por el italiano Pierluigi Collina (1987-2008). El mejor suizo es Urs Meier, en la décima plaza.

Fin del recuadro


Enlaces

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

×