Navigation

Skiplink navigation

Comienza la indemnización de Venezuela a Holcim

Empezó el proceso de indemnización de la firma Suiza en Venezuela. Keystone

El gobierno del presidente Hugo Chávez pagó ya al grupo suizo del cemento 263 millones de francos suizos y se comprometió a realizar cuatro desembolsos más antes del 2014.

Este contenido fue publicado el 13 septiembre 2010 - 16:37
swissinfo.ch

Tras dos años y medio de enfrentamientos, el grupo Holcim consiguió finalmente firmar un acuerdo con el gobierno venezolano de Hugo Chávez para recibir una indemnización por 659 millones de francos suizos tras la nacionalización de la cementera helvética en este país.

A través de un comunicado (13.09), Holcim detalló que el gobierno sudamericano realizó ya un primer pago de 263 millones de francos suizos.

“Queda pendiente un saldo de 396 millones de francos suizos que será distribuido en cuatro pagos anuales idénticos”, confirma el grupo suizo.

Con ello, la administración de Hugo Chávez se compromete a realizar cuatro desembolsos de 99 millones de francos suizos entre el 2011 y el 2014.
Producto de dicho acuerdo, queda suspendido el procedimiento arbitral que estaba en marcha en el Centro Internacional para la Resolución de Disputas sobre Inversiones (ICSID por sus siglas en inglés), organismo dependiente del Banco Mundial.

“Llegamos a un acuerdo, encontramos una solución y eso es claramente positivo. Y lo es más haber recibido ya un primer pago”, afirmó Peter Gysel, vocero de Holcim.

Cabe recordar que Holcim operaba en Venezuela desde 1978 y que la cementera mexicana Cemex, y la francesa Lafarge, enfrentaron la misma batalla legal contra el gobierno bolivariano desde 2008 tras la decisión de este último de nacionalizar la producción del cemento y de productos para la construcción bajo el argumento de la urgencia de que el Estado recuperara “las actividades estratégicas del país”.

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo