La integración, tema de campaña electoral

Todos los partidos coinciden en que el primer paso a la integración es el idioma. Fabian Biasio/pixsil

Los partidos gubernamentales han descubierto un tema común para atraer a los electores: la política de integración.

Este contenido fue publicado el 16 noviembre 2006 - 08:03

swissinfo conversó con los cuatro presidentes de los partidos en el gobierno, quienes se reunirán este jueves en Berna. Un proyecto de compromiso surgido de centro-derecha podría ser apoyado unánimemente por los representantes políticos.

Los hechos son incontestables: una mala integración de los extranjeros conduce con frecuencia al desempleo, a la pobreza, a comportamientos ilegales y a la ayuda social.

Una mejor integración es, por consecuencia, del interés de la sociedad entera, y de los políticos en particular.

No es sorprendente que este tema se encuentre a la cabeza de las prioridades de los cuatro partidos miembros del gobierno. Es uno de los puntos fuertes que se discutirán este 16 de noviembre en Berna, durante el encuentro trimestral de los presidentes de los partidos Socialista (PS/izquierda), Radical (PRD/derecha), Unión Democrática del Centro (UDC/derecha dura) y el Partido Demócrata-Cristiano (PDC/centroderecha).

Los cuatro partidos presentaron en los últimos meses un concepto de política de integración. Los socialistas acaban de unirse a este ejercicio, con una presentación que tuvo lugar hace una semana.

Aplicar la nueva Ley de Extranjería

En su posición intitulada 'Suiza requiere de una política de integración ofensiva', el PS estima que la nueva Ley de Extranjería, aceptada en votación el pasado 24 de septiembre, puede ser la base de un "contrato de integración".

Los inmigrantes deben comprometerse a aprender el idioma local y a informarse sobre las leyes y valores fundamentales helvéticos.

"La nueva Ley de Extranjería contiene un artículo que, por primera vez en la historia de Suiza, puede ser el punto de partida de una política de integración nacional", explica a swissinfo el presidente del Partido Socialista, Hans-Jürg Fehr. "Pensamos que debemos aplicarla lo más pronto posible".

Participación activa

"La integración permite ganar a Suiza", dice por su parte el PRD en el texto donde explica su posición al respecto. El partido avanza en el mismo sentido del precepto del PS: "exigir y estimular". Aquel que quiera algo, debe poder ser solícito.

De acuerdo al presidente radical Fulvio Pelli, la integración sólo puede tener éxito si la población en su conjunto participa. "La buena voluntad de los inmigrantes no es suficiente, explica. Aún se requiere que la población local contribuya también a ese esfuerzo común." Ya que la integración pone en juego la vida en común en el seno de una sociedad.

Buena voluntad

El PDC presentó su posición en abril pasado bajo el título 'Libertad religiosa e integración'. Pone especial acento en las relaciones de los cristianos con la comunidad musulmana de Suiza.

"Fuimos de los primeros en presentar una posición al respecto. Esto empujó a los demás partidos a presentar su propio concepto", recuerda el presidente nuevamente elegido del PDC, Christophe Darbellay.

El PDC reclama igualmente la puesta en vigor de la Ley de Extranjería. "Pero se requiere voluntad. Con mucha frecuencia, aquellos que reclaman sin cesar una mejor integración son los mismos que ponen un freno total al momento de tratar el tema de las finanzas para establecer medidas concretas."

El presupuesto federal previsto de 14 millones para la integración resulta para muchos observadores insuficiente.

Las mismas reglas para todos

En su concepto, con fecha de marzo de 2006, la UDC reclama a viva voz: 'Nuestras reglas son válidas para todos', escribe el partido. Aquel que es huésped en Suiza debe esforzarse para integrarse mejor.

"El punto central es ciertamente el aprendizaje de la lengua", subraya el presidente de la UDC, Ueli Maurer: "Saber el idioma permite sentirse a gusto en una sociedad y evolucionar libremente en ella."

Durante años, la UDC fue el único partido que convirtió a la política en materia de extranjería en su caballo de batalla. El partido actualmente dice no oponerse a que las otras formaciones partidistas se ocupen del tema. "Se han dado cuenta que les faltaba algo esencial. Es importante que los problemas sean ya reconocidos", considera Maurer.

Discusión en el encuentro

La reunión prevista este jueves en Berna deja entrever un escenario de alianza de la centro-izquierda.

"La dirección general es efectivamente la misma para todos", adelanta Ueli Maurer. "Pero los medios privilegiados para llegar a ella son distintos entre los partidos. Nosotros tenemos los instrumentos necesarios, pero aún falta la voluntad de todos los partidos para utilizarlos."

Christophe Darbellay no comparte esos criterios de la UDC, a quien culpa de sólo aprovecharse políticamente del tema de la integración, sin querer verdaderamente trabajar en busca de soluciones concretas.

"En este momento, tres partidos gubernamentales tienen la voluntad de buscar soluciones", afirma Christophe Darbellay. Según él, una cooperación del PDC es posible, "probablemente con el PRD y el PS".

Fluvio Pelli también confía en ello. "Varios partidos están convencidos de que la integración es la solución a numerosos problemas que se presentarán en el futuro. Con esos partidos es más fácil trabajar." Pero no quiere emitir pronóstico alguno antes de la discusión de este jueves.

Hans-Jürg Fehr se muestra también confiado en los resultados del encuentro. Existe, según él, una concordancia suficientemente grande con el PRD.

"Considero que eso es, políticamente, muy positivo. Requerimos de la mayoría federal para poner en pie una política de integración. Eso sólo será posible si se crea una alianza de centro-izquierda."

swissinfo, Christian Raaflaub
(Traducido por Patricia Islas)

Contexto

Los suizos aceptaron una nueva Ley de Extranjería el 24 de septiembre pasado, con una mayoría de 68% de los votos.

Esta ley prevé mejoras en la situación de los extranjeros que radican en Suiza, gracias al reforzamiento de medidas de integración. Los extranjeros deben por su parte poner de su parte en este esfuerzo.

En los últimos meses, los cuatro partidos gubernamentales han presentado su propio concepto de integración. Entre los puntos comunes se encuentra la necesidad de los inmigrantes para que aprendan el idioma local.

End of insertion

Partidos gubernamentales

En Suiza, se denomina partido "gubernamental" a todo partido que cuenta al menos con un representante en el gobierno nacional (Consejo Federal).

Desde 1959, el Partido Radical-Democrático (PRD), el Partido Demócrata-Cristiano (PDC), la Unión Democrática de Centro (UDC) y el Partido Socialista (PS) representan el gobierno colegiado helvético, conformado por siete ministros.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo