Las ONG suizas endurecen su postura

Peter Niggli, director de la Comunidad de Trabajo y autor del libro. Peter Niggli

'La mundialización, ¿y...después?' Bajo este título, un libro de Peter Niggli, examina con ojo crítico los resultados del actual modelo económico mundial.

Este contenido fue publicado el 29 octubre 2004 - 11:11

La obra del director de la Comunidad de Trabajo, que reúne a seis de las más importantes ONG helvéticas, analiza la situación y propone reajustes en la política de cooperación al desarrollo.

Peter Niggli es, a sus 54 años, una de las personalidades suizas más importantes en el mundo de la cooperación al desarrollo. Sus análisis crean discusión; sus críticas interpelan y sus afirmaciones provocan.

Desde hace seis años es director de la Comunidad de Trabajo, plataforma que reúne a Swissaid, Acción de Cuaresma, Pan para el Prójimo, Helvetas, Caritas y la Obra de ayuda protestante.

Después de un proceso colectivo de reflexión de dos años, Niggli publica en alemán (a mediados de noviembre, en francés) 'La mundialización, ¿y... después?' Se trata de un análisis crítico del actual modelo neoliberal y de sus consecuencias negativas para una gran mayoría de los habitantes del planeta. swissinfo habló con el autor.

swissinfo: ¿Cómo ve la estrategia de los sectores de poder mundial después dell 11 de setiembre de 2001 ?

Peter Niggli : Desde el 11 de septiembre nos enfrentamos a una actitud muy generalizada entre las élites gubernamentales de los Estados industriales. Se sienten amenazadas. Tienen la idea de que estamos en una situación mundial donde impera el caos y que por tanto es necesario hacer el orden.

Hay un debate muy intenso en Estados Unidos – y en los países anglosajones en general- en torno a la idea de relanzar un imperialismo autodenominado 'liberal' que respete las libertades, la democracia y los derechos humanos.

swissinfo : Esto no es muy diferente de lo que soportaron en décadas pasadas numerosos países del llamado 'Tercer Mundo'.

P.N. : En efecto. Esta propuesta tiene como lógica olvidar el antiguo imperialismo y se sustenta en una visión casi mítica del mismo. Por ejemplo, olvida casi completamente lo que fue la colonización que significó la conquista del mundo por parte del poder europeo…

No quieren entender que estos hechos están vivos en la conciencia de la gente del hemisferio Sur, que no ha olvidado y para quien esta prepotencia no sólo es historia pasada, sino también presente. No quieren entender que este nuevo imperialismo liberal, como se ve en lo que sucede en Irak, genera resistencias, y que los pueblos del Sur no creen en las intenciones retóricas que acompañan este tipo de operaciones.

swissinfo: ¿Esta reflexión descubre en cierta forma las limitaciones del concepto de 'desarrollo' ?

P.N : Constatamos que en las últimas dos o tres décadas se impuso (ndr al Sur) un cierto tipo de capitalismo y que en todas partes la producción tradicional, especialmente la agricultura tradicional ha sido destruida o está en proceso de destrucción. Observamos que en todas partes las grandes ciudades se agrandan cada día más sin ofrecer soluciones a la gente.

Constatamos también que las estrategias de desarrollo económico que se aplicaron en los años sesenta y setenta en América Latina y en menor medida en Africa, produjeron mejores resultados que la estrategia neoliberal impuesta por el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional después de la gran crisis de la deuda de 1992.

swissinfo: ¿Porqué este reposicionamiento de las ONG?

P.N. : Nuestras ONG cooperan con contrapartes del Sur de muy diverso tipo: organizaciones de base, movimientos de masa, pequeñas comunidades etc. Cuando encuentran a sus contrapartes del Sur y discuten sobre política internacional, muchas veces han tenido el sentimiento de que la visión Sur es muy diferente a la suya.

¿Cómo hacer aquí, en Suiza, en el Norte, para que esos argumentos de nuestras contrapartes sirvan de base a nuestra propia política ? ¡Esta es la gran cuestión!.

Tratamos de entender porqué las luchas y las proposiciones de nuestras contrapartes son correctas o van en una dirección acertada. Fue entonces necesario reflexionar sobre el significado de todo esto.¿Qué tipo de cambio queremos y con cuál rumbo?

swissinfo: ¿Es su análisis producto de un proceso de radicalización?

P.N. : No creo que propongamos conceptos muy radicales. Pero tenemos ahora 25 años de régimen de regulación neoliberal a nivel mudial detrás de nosotros. Los resultados son miserables para una mayoría de la gente, son muy buenos para una muy pequeña minoría, son regulares para las grandes masas de los países industrializados.

Proponemos darle a los Estados nacionales más competencias y margen de maniobra en sus políticas económicas. Y pregonamos el respeto democrático para avanzar en esa dirección.

swissinfo, Sergio Ferrari

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo