Navigation

Lukas Mühlemann fuera del BGN

El BGN, un tema pasado para el patrón del CSG, Lukas Mühlemann. Keystone Archive

El dirigente del Credit Suisse Group (CSG) no pertenece ya al consejo de administración del Banco General de Negocios (BGN) en Argentina.

Este contenido fue publicado el 19 abril 2002 - 18:13

El suizo Lukas Mühlemann no aparecerá más como miembro del consejo de administración de la entidad bancaria argentina, inmersa en un escándalo de traspaso de fondos al exterior, a través de movimientos poco claros, según las disposiciones argentinas.

Durante la asamblea general ordinaria que se realizó este jueves (18.04) en Buenos Aires, fue aceptada la dimisión del representante del CSG, según indicó Claudia Kraaz, portavoz del segundo banco en importancia de la Confederación.

Un anuncio esperado en Suiza, en donde la figura de Lukas Mühlemann ha sido ampliamente criticada por la prensa local, por sus lazos con una entidad en la mira de la justicia argentina.

Larga espera

Ya a inicios de abril, durante una asamblea extraordinaria, se intentó la salida de Mühlemann, pero en ese momento no fue suficiente el quórum requerido para obtener los votos que otorgaban al dirigente del CSG, su dimisión del BGN.

El nombre de Mühlemann se vio implicado en el caso ya que el Credit Suisse First Boston (CSFB), entidad del CSG, es una de las tres instituciones extranjeras con participación (del 23%) en el BGN.

También en esta reunión del jueves, fueron librados de su función los administradores del Dresdner Bank, y del JP Morgan Chase.

Lukas Mühlemann, quien contaba con una silla en el consejo de administración del BGN desde 1998, anunció su dimisión en febrero luego de que se desató el escándalo sobre las irregularidades jurídicas que esta entidad llevaría a cabo para poder sacar del país fondos millonarios de personalidades argentinas en plena crisis económica. Una crisis que llevó al gobierno de Buenos Aires a implantar el denominado "corralito" para impedir la fuga de divisas.

En el 2001, el CSG perdió 360 millones de francos en su participación argentina, debido a la situación financiera en ese país.

Investigación en marcha

Las autoridades argentinas han abierto una investigación en contra de los fundadores del BGN, José y Carlos Rohm. Se les acusa de blanqueo de dinero y de haber favorecido la fuga de capitales, violando las restricciones bancarias impuestas en el país. Carlos Rohm fue detenido el 23 de enero en Buenos Aires, mientras que su hermano se encuentra prófugo en Estados Unidos.

Para el CSG el asunto pertenece ya al pasado. La Comisión Federal Bancaria de Suiza, que demandó el esclarecimiento de la participación del CSG en Argentina, cerró el caso a principios de abril pasado.

swissinfo y agencias

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo