Sin ‘raclette’ no hay pasaporte suizo

¿De qué cantón suizo es originaria la ‘raclette…? Del Valais. No lo olvide. Puede costarle un pasaporte. Keystone

El británico David Lewis domina dos de los cuatro idiomas del país, no tiene antecedentes penales, trabaja para una entidad financiera local y hace poco abrió una cafetería en Zúrich. Sin embargo, todo eso no bastó para que le acordaran el pasaporte del país en el que ha vivido la mayor parte de sus 43 años.

swissinfo.ch/ln

Lewis compartió la frustración de su proceso de naturalización con el periódico ‘Blick’.

Padre de un niño de seis años, el malogrado candidato respondió que la ‘raclette’ procedía de la región suiza de habla francesa sin precisar que venía del cantón del Valais. Y para colmo, se mostró poco familiarizado con el ‘capuns’, un plato tradicional de acelgas de la región de habla romanche del país. (Por cierto, ¿usted lo había oído nombrar?)

“Admito que no soy perfecto”, dijo Lewis, pero subrayó que había superado exitosamente el obligatorio examen escrito sobre Suiza, además de que, habiendo pasado la mayor parte de su vida en este país, está bien integrado.

Comentó que lo dejó perplejo el nivel de detalle de la entrevista para la naturalización. Le habían dicho que sería una “conversación informal”, pero fue más bien un examen oral, dijo. “Incluso le hicieron preguntas a mi hijo de seis años, al que tuve que llevar conmigo”, agregó.

Su comunidad local, Freienbach, en el cantón de Schwyz, anotó en su informe que Lewis “no está lo suficientemente familiarizado con las costumbres y tradiciones suizas” y se negó a comentar sobre el caso.

La pregunta que se hace Lewis es si para poder hacerse suizo hay que lograr la “perfección absoluta”.

Compartió con el diario helvético lo difícil que le resulta explicar a su hijo, que solamente conoce la vida en Suiza, que él tampoco es suizo.

Lewis piensa empezar de nuevo con el proceso para solicitar la ciudadanía. Y esta vez, dijo, estará mejor preparado para la interrogante sobre la ‘raclette’.

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo