Navigation

Skiplink navigation

Primer gato con encefalopatía espongiforme felina en Suiza

Tercer caso de EEF fuera de Gran Bretaña. http://www.fanciers.com/breed-faqs/maine-coon-faq.html

Un caso de encefalopatía espongiforme felina ha sido registrado, por primera vez, en un gato de Suiza. El gato doméstico, de seis años, habría sido infectado hace años por alimentos para animales.

Este contenido fue publicado el 17 julio 2001 - 11:32

A la mascota, del cantón de Vaud, se le practicó la eutanasia después que se le diagnosticara la enfermedad. Aunque el origen de la infección sigue siendo desconocido, las autoridades sanitarias informaron este martes (17.07) que el animal pudo ser contaminado, en sus primeros años de vida, por alimentos para gatos elaborados con partes de cerebro insuficientemente tratadas.

Suiza prohibió el uso de cerebro y de la médula en las preparaciones alimenticias para animales en 1996. Además impuso que los cuerpos de los animales domésticos y salvajes con encefalopatía espongiforme deben ser incinerados.

Esta enfermedad felina apareció, por primera vez, en Gran Bretaña en 1990. Desde entonces se ha diagnosticado la enfermedad a 90 gatos domésticos, y se registraron también otros dos casos, en Noruega y Liechtenstein.

Casos de encefalopatía también han sido detectados en otros felinos, como leones y tigres, animales que han sido alimentados con restos de carne de mataderos locales.

La encefalopatía espongiforme felina, EEF, pertenece a la categoría de enfermedades espongiformes transmisibles, pero no representan una amenaza para el ser humano. Sólo puede ser transmitida a través de la cadena alimenticia.

El agente infeccioso responsable de la EEF tiene una gran afinidad con el de la encefalopatía espongiforme bovina, EEB. El periodo de incubación es de cinco años, igual que el de la enfermedad de las vacas locas.

Las autoridades también anunciaron este martes una leve disminución del número de casos de EEB durante los seis primeros meses de este año, a pesar del aumento de las pruebas voluntariamente realizadas en animales. 19 casos de EEB han sido registrados este año en Suiza y 22 el año pasado.

Más de 70.000 animales fueron controlados de EEB, desde enero hasta junio, tres veces más que durante el año pasado. De esa cantidad, 60.000 vacas fueron inspeccionadas a petición voluntaria de sus dueños.

swissinfo y agencias

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo