Navigation

Suizos detenidos en el extranjero

La ex ministra suiza de Justicia, Ruth Metzler (traje oscuro) visita una prisión en Tailandia, en julio de 2002. Keystone

Sólo durante el año que termina 162 ciudadanos helvéticos estaban detenidos en todo el mundo. Tráfico de droga, pederastia, homicidio o delitos financieros son las inculpaciones más frecuentes.

Este contenido fue publicado el 29 diciembre 2003 - 15:22

Suiza vela por el respeto de las reglas del Estado de derecho.

Unos 200 ciudadanos suizos están actualmente encarcelados en el extranjero. A menudo han sido condenados por tráfico de droga, homicidio, violación, pederastia e incluso por delitos financieros.

Durante el año 2003 un total de 162 ciudadanos helvéticos fueron encarcelados en distintos lugares del mundo.

También en América del Sur

Según el Ministerio suizo de Asuntos Exteriores, 77 suizos están actualmente detenidos en Europa, 29 en América del Sur, 27 en Asia –11 en Tailandia- 28 en Estados Unidos, 4 en África y el resto repartido entre Oceanía, el Caribe y Oriente Medio.

Algunas de esas detenciones han sido ampliamente comentadas en la prensa suiza como el caso de una pareja de ciudadanos del cantón de Zug, detenidos en la India por pederastia o la detención de un suizo de 20 años, hace algunas semanas, en Costa Rica, acusado de tráfico de niños.

Ayuda de Suiza

La mayor parte de las encarcelaciones están relacionadas con delitos de tráfico de droga mucho más severamente castigados en el extranjero que en Suiza.

Uno de los casos más célebres ha sido el de Nicolás Hänggi y Silvio Giovannoli, detenidos en 1997, en Guatemala, y puestos en libertad recientemente, después de 6 años de detención.

Todas las personas encarceladas en el extranjero pueden beneficiarse de la protección consular suiza que incluye visitas regulares a los detenidos, por lo menos una vez al año. Los servicios consulares suizos controlan sobre todo el respeto de las reglas del Estado de derecho como el derecho a la defensa.

Las embajadas suizas proporcionan también una ayuda concreta. En algunos casos suministran medicamentos o productos higiénicos. Pero, para una ayuda jurídica son sobre todo las familias, amigos o empleadores de los detenidos, quienes se ocupan. Si un detenido no tiene contactos, un abogado de oficio se ocupará de su defensa, indica el Ministerio suizo de exteriores.

Intervenciones del Estado

En casos ‘graves’, cuando la pena aplicada a un suizo es ‘desproporcionada’, en comparación a lo previsto por el derecho suizo –en particular los casos relacionados con la droga- Suiza puede intervenir de manera informal. “Se trata solamente de llamar la atención de las autoridades”, precisa Daniela Stoffel, portavoz del Ministerio suizo de Exteriores.

En el año 2002 la ministra suiza de Justicia, Ruth Metzler, había aprovechado la ocasión de una visita oficial a Tailandia, para evocar el caso de varios suizos detenidos en aquel país. La ministra visitó incluso a algunos de los prisioneros y firmó un acuerdo con Bangkok que prevé la posibilidad para los suizos de terminar el cumplimiento de su pena en las prisiones suizas.

Swissinfo y agencias

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo