Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Dos ciudadanos armenios se disponen a votar en Ereván el 2 de abril de 2017

(afp_tickers)

El partido del presidente armenio, Serge Sarkissian, ganó con holgura las elecciones legislativas organizadas el domingo en este país del Cáucaso, aunque la oposición denunció fraudes en los comicios.

Esas elecciones eran las primeras organizadas en Armenia desde una reforma constitucional instaurada en 2015 para implantar un régimen parlamentario a finales de 2018, tras el segundo y último mandato de Sarkissian. La oposición, que considera que el jefe de Estado utiliza esa reforma para mantener su control sobre el poder, denunció irregularidades durante la votación.

Tras el recuento del 99,8% de los votos, el Partido Republicano de Sarkissian logró el 49,15% de los sufragios, indicó este lunes la comisión electoral.

"Según los resultados preliminares de la elección, el Partido Republicano tiene todas las posibilidades de formar el nuevo Gobierno", declaró el portavoz del partido gobernante, Edouard Charmazanov, en rueda de prensa.

La coalición de oposición liderada por el hombre de negocios Gaguik Tsaroukian obtuvo, por su parte, el 27,37% de los sufragios y entrará por tanto en el Parlamento.

Durante la campaña, Tsaroukian, uno de los hombres más ricos de Armenia, criticó la incapacidad del Gobierno para luchar contra la pobreza y la corrupción y prometió reducir los precios del gas y de la electricidad.

Otros dos partidos opositores, 'Elk' y el nacionalista Dachnaktsoutioun, lograron el 7,78% y el 6,58% de los votos, respectivamente, superando así el límite del 5% necesario para acceder al Parlamento.

Cuatro partidos se repartirán los 101 escaños del Parlamento, tras unos comicios en los que participaron cinco partidos y cuatro coaliciones y en los que votó el 60,86% del padrón electoral, según la comisión electoral.

- Sospechas de fraude -

La oposición denunció fraudes en esta exrepública soviética de 2,9 millones de habitantes, en la que nunca se dio una transferencia de poder hacia la oposición en unas elecciones.

"Hemos observado numerosas irregularidades en las oficinas, violaciones del secreto de voto y votos múltiples", declaró el domingo a AFP Hovsep Khurchudian, dirigente de una de las coaliciones de oposición.

Durante la campaña electoral, la delegación de la Unión Europea en Armenia y la embajada de Estados Unidos expresaron en un comunicado conjunto su "preocupación" tras recibir información "sobre casos de intimidación a electores, compra de votos y uso de los recursos de la administración en favor de algunos partidos".

El Gobierno había prometido organizar unos comicios ejemplares en un país que ya vivió violencias postelectorales a raíz de acusaciones de fraude. En 2008, la elección de Sarkissian provocó enfrentamientos entre la policía y partidarios de la oposición en los que murieron 10 personas.

La reforma constitucional de 2015 disminuirá los poderes del Gobierno y aumentará los del Parlamento, lo cual suscita preocupación entre los opositores, que temen que Sarkissian se mantenga en el poder al tomar la dirección de su partido tras abandonar la presidencia.

El presidente niega cualquier intención de seguir en el poder al término de su mandato y considera la reforma como "una etapa en el proceso de democratización" del país.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP