Navigation

Skiplink navigation

Las medidas para combatir el C02 son insuficientes

En Suiza la emisiones de CO2 disminuyen, pero no lo suficiente. swissinfo.ch

Para la Oficina Federal de Energía (OFE), Suiza no evitará la introducción de un impuesto al gas carbónico y/o del céntimo climático.

Este contenido fue publicado el 18 octubre 2004 - 13:51

El programa ‘SuisseEnergie’ permitió disminuir las emisiones de CO2. Pero no tanto como haría falta.

La reducción de las emisiones de gas carbónico alcanzó sólo a casi 6 % en Suiza, gracias al programa de colaboración para mejorar la eficacia energética y a las energías renovables.

No obstante, el informe anual de la OFE subraya que estos resultados no permitirán alcanzar los objetivos de reducción de emisiones de gas carbónico fijados para finales de la década.

La ley sobre el CO2 – que entró en vigor el primero de mayo del 2000 - prevé que, de aquí a 2010, las emisiones deberían disminuir del 10 % con relación a los niveles de 1990. La reducción debe alcanzar el 15 % en lo que concierne a los combustibles y el 8 % para las emisiones debidas a los carburantes.

Para los combustibles, el déficit que hay que cubrir es de 900.000 toneladas de CO2. En cuanto a los carburantes, la reducción debería ascender a 2,6 millones de toneladas suplementarias.

Efectos económicos

A pesar de todo, la OFE destaca la "eficacia considerable" del programa sobre el plano energético, así como el informe coste/utilidad considerado "óptimo" para las inversiones públicas.

Por término medio, las economías realizadas ascendieron en el 2003 a un kilovatiohora por 0,6 céntimos de dinero público gastado. El programa dispone de un presupuesto anual de cerca de 50 millones de francos.

Las medidas de ‘SuisseEnergie’ tienen efectos positivos para la economía nacional, asegura la OFE. Generan un volumen de inversiones del orden de 800 millones en el ámbito de las tecnologías energéticas.

En cuanto a la reducción del 6 % de las emisiones de CO2, se debe en gran parte a las medidas libremente consentidas y a los convenios entre la Confederación, la economía y las agencias de la energía.

El resto es atribuido a las directivas legales tales como la etiqueta-energía (impuesto) para los aparatos eléctricos y los coches de turismo.

Medidas previstas

El Consejo Federal elevará pronto a consulta parlamentaria varias medidas alternativas que podrían reducir las emisiones de gas carbónico. En junio pasado, el Consejo Federal había decidido dar preferencia a la introducción de una tasa sobre el CO2.

Cabe recordar que dos propuestas importantes se encuentran aún en estudio. Una que pretende aplicar una tasa sobre el CO2, que afectará los carburantes y los combustibles, y otra es la de imponer este impuesto combinado con el cobro de un céntimo a favor del clima.

"El céntimo climático" obtenido por cada litro vendido de carburante sería directamente pagado por los importadores de productos petroleros. En cambio, la tasa sobre el CO2 implicaría un fuerte aumento de los combustibles, probablemente entre 20 y 30 céntimos por litro.

swissinfo y agencias

Datos clave

Las economías realizadas ascendieron en el 2003 a un kilovatiohora por 0,6 céntimos de dinero público gastado. El programa dispone de un presupuesto anual de cerca de 50 millones de francos.

End of insertion

Contexto

Dos propuestas se encuentran aún en estudio. Una que pretende aplicar una tasa sobre el CO2, que afectará los carburantes y los combustibles, y otra es la de un impusto combinado con el cobro de un céntimo a favor del clima.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo