Navigation

Los delegados africanos en el WEF planifican boicot a Trump

El presidente de EEUU, Donald Trump, al momento de llegar a Davos. Keystone

Delegados africanos en el Foro Económico Mundial (WEF) prevén boicotear el discurso de Donald Trump este viernes en Davos. Una forma de protesta por haber señalado como "países de mierda" a estados de África y a Haití en una reciente reunión de la Casa Blanca. 

Este contenido fue publicado el 25 enero 2018 - 20:00
swissinfo.ch

Donald Trump llegó a Davos este jueves para asistir al WEF con el objetivo de fortalecer los lazos comerciales entre Estados Unidos y otros países, según indicaron los miembros de su gabinete, y esto en el marco de su agenda ‘América, primero”. Trump también se reúne este viernes con el presidente suizo, Alain Berset.

Pronto iré a Davos, Suiza, para contarle al mundo lo maravillosa que es América y lo bien que le va. Nuestra economía está en auge y, con todo lo que hago, mejorará. ¡Nuestro país finalmente está ganando de nuevo! twitteó el presidente poco antes de su partida.

Sin embargo, la bienvenida puede no ser tan cálida como espera.

Bonang Mohale, director de Business Leadership South Africa, escribió una carta abiertaEnlace externo a Donald Trump. En ella alienta a darle la espalda cuando llegó a Davos. "Está claro que sus declaraciones son abiertamente racistas y una vergüenza para un cargo tan prestigioso como el suyo", escribe. Muchos de nosotros boicotearemos su discurso en Davos para protestar contra sus comentarios divisivos y su persistente incapacidad de disculparse. Animamos a nuestros compañeros a hacer lo mismo".

Los medios de comunicación informaronEnlace externo sobre un número creciente de delegados africanos que han expresado su apoyo a la carta y boicotearán el discurso del presidente de Estados Unidos.

No obstante, también está previsto que Donald Trump se reúna con el presidente ruandés Paul Kagame en su calidad de nuevo presidente de la Unión AfricanaEnlace externo.

Preocupaciones económicas y medioambientales

Muchas ONG atacaron la política de Donald Trump antes de su llegada a Davos. “La agenda del presidente Trump no pone a Estados Unidos en primer lugar, sino a los multimillonarios. Trump fue elegido por su promesa de limpiar los sistemas económicos y políticos de su país. Sin embargo, su política enriquecerá aún más a las empresas y elites, a expensas de los más pobres de la sociedad", anotó la directora de Oxfam International, Winnie Byanyima, el miércoles en un comunicado de prensa.

La retirada de Donald Trump de los compromisos ambientales estadounidenses también ha generado críticas. Christiana Figueres, exsecretaria ejecutiva de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático y ahora una de las líderes de la organización no gubernamental ​​​​​​​Mission 2020Enlace externo, describe la situación en Estados Unidos como "espantosa". Todos los incentivos para reducir las emisiones de CO2 que produce la industria estadounidense han desaparecido. Pero tenemos que hacer una distinción entre lo que dice la Casa Blanca y la economía real", que quiere dar el paso.

La política nuclear de Donald Trump también hace ruido. Béatrice Fihn, directora ejecutiva de la Campaña Internacional para la Abolición de las Armas Nucleares (ICANEnlace externo), dice que el dirigente ha abierto la vía para "el desarrollo de nuevos tipos de armas nucleares y la reducción de las barreras a su uso. Una situación preocupante".



Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.