Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Un día para los libros

Una jornada mundial para celebrar el placer de leer.

(Keystone)

'¡Viva y lea sus pasiones!' Tal es el eslogan del capítulo helvético del Día Mundial del Libro que se celebra el 23 de abril, pero cuyos festejos empiezan en Suiza desde este miércoles.

Unas 700 librerías y bibliotecas organizarán diferentes acciones para estimular la lectura entre la población.

La elección del 23 de abril no es un mero azar. La fecha es simbólica puesto que corresponde a los decesos de Miguel de Cervantes y de William Shakespeare, así como al nacimiento de Vladimir Nabokov y de Maurice Druon.

Celebrado desde hace unos diez años en numerosos países, el 'Día Mundial del Libro y del copyright' de la UNESCO busca estimular la lectura, promover la industria editorial y la protección de la propiedad intelectual a través del derecho de autor.

En Suiza, unos cincuenta millones de libros están a la disposición de los lectores en las bibliotecas y cada año se realizan ventas por cerca de mil millones de francos en el rubro. Sin embargo, las dificultades en materia de lectura y el analfabetismo aumentan regularmente, apunta el Lobby suizo del libro.

Para esta entidad, que se constituyó con ocasión del Día Mundial del Libro en el 2004, y que coordina desde entonces el capítulo suizo del festejo, esas son razones para fortalecer la promoción del libro y de la lectura.

Una rosa por un libro

Bajo el eslogan '¡Viva y lea sus pasiones!', unas 700 librerías y bibliotecas del país deberían participar más o menos directamente en la celebración de este año.

Unos organizarán lecturas públicas; otros, juegos o exposiciones. Algunos más, de manera más modesta, se contentarán con pegar carteles publicitarios.

El sábado, diversas librerías ofrecerán igualmente una rosa a su clientela, como una forma de recordar que este día mundial nació en Cataluña (España) donde se acostumbra regalar una rosa por la compra de un libro.

El banderazo de salida del capítulo helvético del Día Mundial del Libro tendrá lugar este miércoles en Berna. El presidente del Consejo de los Estados (cámara alta), Rolf Büttiker, visitará la Biblioteca Nacional.

Bajo el título, 'Hemingway, deporte y política', la disertación del senador versará sobre sus pasiones y sus lecturas.

Semana sin televisión

En la Suiza de expresión francesa están previstas lecturas públicas en diferentes comunas. En Delémont, la Biblioteca de la ciudad invitará el sábado a un director de orquesta a compartir sus pasiones literarias.

En Ginebra, una lista de 35 sugestiones de novelas será distribuida, mientras que la Biblioteca Municipal de la Servette propondrá a los niños una semana sin televisión. Del 24 al 28 de abril, los pequeños están invitados a escuchar historias de entretenimiento o de suspenso.

swissinfo y agencias

Contexto

El Lobby suizo del libro, red de organizaciones del rubro en Suiza, se constituyó con ocasión del Día Mundial del Libro en el 2004 para incrementar la presencia del libro entre el público.
Las ventas en libros en Suiza ascienden a mil millones de francos por año.
Las bibliotecas suizas proponen unos 50 millones de libros.
El del libro es el sector cultural más fuerte en Suiza desde el punto de vista económico.

Fin del recuadro

Datos clave

El 23 de abril fue decretado 'Día Mundial del Libro y del copyright' en 1995, por la UNESCO.
El 23 de abril corresponde a la muerte de Miguel de Cervantes y de William Shakespeare, así como a los nacimientos de Vladimir Nabokov et Halldor Laxness.

Fin del recuadro


Enlaces

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

×