Navegación

Enlaces para saltar navegación

Subsitios

Principales funcionalidades

(Keystone)

Las universidades e institutos politécnicos suizos figuran entre los mejores a escala mundial. Condiciones de acceso, precio de matrículas, programas de intercambio y homologación de títulos para estudiantes extranjeros.

Estudiar en Suiza no es caro, en comparación con Estados Unidos o Gran Bretaña. El país alpino cuenta con un sistema de enseñaza que se financia casi íntegramente con fondos públicos de los cantones y los municipios (90% del gasto público en educación).

Suiza cuenta con 12 universidades públicasEnlace externo  incluyendo a las dos Escuelas Politécnicas Federales de Zúrich y LausanaEnlace externoEnlace externoque figuran entre las mejores del mundo en su ámbito. A ellas se suman siete Escuelas Universitarias Profesionales y 14 Escuelas Superiores de PedagogíaEnlace externo.

El Instituto Universitario de Altos Estudios Internacionales y del Desarrollo (IHEID), de Ginebra, el Instituto de Altos Estudios en Administración Pública (IDHEAP), de Lausana, el Instituto Universitario Kurt Bösch, de Sion, y la Fundación Formación Universitaria a Distancia, de Brig, también tienen nivel universitario.

El Ranking Forum of Swiss Universities (foro de clasificación de las universidades suizas) establece una lista de costes de varias universidades suizas, a partir de diferentes informes, entre ellos Times World University Rankings y ‘Shanghai Jiao Tong’. 

Los cursos universitarios se imparten en un idioma local (francés, alemán o italiano), mientras que el inglés es cada vez más común en los programas de graduación.

La mayoría de los estudiantes en Suiza concluyen el ciclo de enseñanza obligatoria en una escuela pública del municipio donde residen. Alrededor del 5% estudian en un colegio privado. Suiza tiene también algunas de las mejores y más caras escuelas privadas del mundo, desde el nivel preescolar hasta el universitario. En la web de Federación Suiza de Colegios PrivadosEnlace externo figura una lista de más de 260 establecimientos.

Una de las características del sistema de educación suizo es que se puede cambiar fácilmente de nivel o estructura de enseñanza. Hay muchas maneras de acceder a un aprendizaje, una escuela o un programa de recuperación.

El sistema suizo es muy abierto. Cualquier persona con las cualificaciones necesarias puede matricularse en el curso o la universidad que elija. En la formación dual (formación profesional práctica y teórica) hay algunas restricciones, debido al número de puestos de aprendizaje disponibles. En algunas universidades también está limitado el acceso a ciertas carreras. 

Idiomas y enseñanza

Las clases se imparten en alemán, francés, italiano o romanche, dependiendo de la región lingüística del país, aunque los municipios de lengua romanche constituyen un caso especial. Aprender un idioma es importante en Suiza. Los alumnos aprenden una segunda lengua oficial del país, así como inglés durante el ciclo de enseñanza obligatoria.

La globalización ha contribuido a que hoy el inglés compita con los idiomas nacionales en la enseñanza. El tema genera polémica. Algunos insisten en el valor que tienen las lenguas nacionales para la unidad nacional. Otros argumentan que hay que dar prioridad al inglés.

El idioma es un tema recurrente en la enseñanza primaria. En primer lugar, los niños de la Suiza germanófona hablan dialecto en casa y tienen que aprender otro idioma (alemán) cuando inician la escuela. Con la creciente movilidad por motivos de trabajo u otros, hay familias que se mudan a un cantón donde se habla otro idioma. En las principales ciudades de Suiza hay una importante población inmigrante cuyos hijos empiezan la escuela con escasos conocimientos del idioma. Los maestros de enseñanza primaria tienen un gran reto para poder satisfacer las necesidades de todos estos niños.     

swissinfo.ch

×