Acuerdo mundial para acceso justo a vacunas 

Personas lloran a una víctima de la COVID-19 en la ciudad brasileña de Manaos el 14 de mayo de 2020. Brasil, con más de 250 000 casos de contagios, es el tercer país con el mayor número de infecciones detrás de EE UU y Rusia. Keystone / Raphael Alves

Los Estados miembros de la Organización Mundial de la Salud (OMS) respaldaron una resolución clave de la Unión Europea (UE) que exige un acceso justo a las vacunas y tratamientos contra el coronavirus, y una revisión del manejo de la pandemia por parte de esa entidad multilateral.

Este contenido fue publicado el 20 mayo 2020 - 10:09
Keystone-SDA/sb

En una reunión virtual del órgano de toma de decisiones de la OMS, la Asamblea Mundial de la Salud, ninguno de los 194 Estados miembros, incluido Estados Unidos, planteó objeciones el martes a la resolución, presentada por la UE en nombre de 140 países, incluidos China y Japón.

Contenido externo

La resolución alienta a la comunidad mundial de la salud a trabajar más estrechamente para garantizar un acceso amplio y equitativo en todo el mundo a los medicamentos y vacunas contra la COVID-19. El texto insta a los Estados a colaborar para desarrollar tratamientos y vacunas a través de “grupos voluntarios y licencia de patentes para facilitar el acceso oportuno, equitativo y asequible a ellas.” También exige una evaluación independiente del desempeño de la OMS lo antes posible.

Antes de la votación, la Oficina de Salud Pública (OFSP) helvética informó a swissinfo.ch que Suiza, sede de los gigantes farmacéuticos Roche y Novartis, había participado activamente en las largas negociaciones y aceptado el borrador.

“Suiza está comprometida con una respuesta internacional coordinada y unida para superar la crisis actual”, subrayó el portavoz de la OFSP, Daniel Dauwalder.

China y EE UU

Aunque China se había opuesto previamente a los pedidos de una revisión del origen y la propagación del coronavirus, su presidente, China, Xi Jinping, señaló el lunes que Pekín aceptará una evaluación imparcial de la respuesta global, una vez que la pandemia esté bajo control.

En una declaración emitida justo después de que se adoptara el texto, Estados Unidos dijo que la resolución era “una contribución importante” a la respuesta mundial a la pandemia. También acogió con beneplácito la solicitud de una revisión de la respuesta de la OMS para garantizar “una comprensión total y transparente de la fuente del virus, la cronología de los eventos, los debates iniciales y el proceso de toma de decisiones para la respuesta de la OMS a la pandemia de COVID-19”.

Si bien no bloqueó la resolución consensuada, Estados Unidos dijo que se disocia de los párrafos que garantizan los derechos de los países pobres a renunciar a las normas de propiedad intelectual para obtener medicamentos en una emergencia y garantizar la salud reproductiva y sexual en la pandemia.

El lunes, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, quien acusó a la OMS de respaldar a China, aumentó la presión al tuitear una carta en la que amenaza con renunciar al organismo de salud de la ONU con sede en Ginebra y suspender permanentemente la financiación a menos que se comprometa a efectuar reformas en un plazo de 30 días.

Durante la asamblea virtual, muchos Estados miembros expresaron su apoyo a la OMS. El lunes, en su discurso de apertura, la presidenta suiza, Simonetta Sommaruga, prometió el apoyo de la Confederación.

“Director general, a medida que atraviesa esta crisis, tenga la seguridad de contar con el pleno apoyo y cooperación de Suiza”, dijo la mandataria al tiempo que exhortó a los Estados miembros a actuar de manera conjunta en la crisis.

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo