Navigation

La mala cosecha de avellanas en Turquía amenaza a la industria chocolatera

Tarros de nutellas en un supermercado en San Francisco, California, el 18 de agosto de 2014. afp_tickers
Este contenido fue publicado el 21 agosto 2014 - 14:30
(AFP)

La mala cosecha de avellanas en Turquía, principal productor y exportador mundial, ha provocado una fuerte subida de precios que repercutirá en la industria del chocolate, en particular en la Nutella.

Son al menos las previsiones de productores y comerciantes turcos de avellanas, en plena época de cosecha en la rivera del mar Negro.

En marzo, las cuatro provincias avellaneras de esta región (Giresun, Trabzon, Rize y Ordu), hubo fuertes heladas y granizo que destruyeron parte de la producción.

Las 590.000 toneladas que esta región produce al año de media, casi tres cuartos de la producción mundial, este año se quedarán en unas 370.000 toneladas, según los productores.

Esto ha provocado una subida de precios de hasta el 80%.

"El pasado año, el precio del kilo de avellanas rondaba las 6 liras turcas (un poco más de 2 euros). Ahora, está a 11 liras (cerca de 4 euros)", explicó a la AFP Nejat Yurur, responsable de una fábrica de avellanas en Ordu.

"Esperamos una caída de las ventas aunque todavía no tenemos datos exactos", dijo por su parte Ilyas Edip Sevinc, el presidente de la Confederación de Exportadores de la Región del Mar Negro (KIB).

Esta situación afecta en particular a la industria del chocolate, que utiliza las avellanas turcas en sus productos estelares, en particular las tabletas y las pastas de untar.

"La calidad de las avellanas que producimos en Giresun es muy apreciada por los compradores turcos y extranjeros", explicó el responsable de agricultura de la Cámara de Comercio de Giresun, Ruhi Yilmaz.

"Todas las avellanas de Turquía que se venden en el extranjero están destinadas a la industria del chocolate", según Sevinc.

La mitad de estas exportaciones van a Alemania e Italia, sede del gigante Ferrero, que posee las marcas Nutella y Kinder, sin duda, las principales víctimas de la escasez de avellanas "made in Turkey".

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.