Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

UBS premiará a sus ejecutivos por el trabajo de 2008

A mediados de enero, la sede principal del UBS en Zúrich amaneció con pintadas en la fachada.

(Keystone)

El banco número uno de Suiza bordeó la quiebra, fue rescatado por el gobierno, acumuló millonarias pérdidas y recortó miles de empleos el año pasado.

Pese a ello, un numeroso grupo de empleados será premiado con bonos adicionales a su salario por su desempeño de los últimos doce meses. Una decisión que levanta polémica porque el banco fue salvado con recursos públicos.

El UBS confirmó que este 2009 pagará a sus empleados –con excepción del presidente y el director general y su grupo de trabajo más cercano– bonos por su desempeño en 2008.

La noticia incomoda a más de uno, ya que el UBS recibió una inyección de recursos de 68.000 millones de francos suizos en 2008, producto de un acuerdo de emergencia pactado entre el Estado y el Banco Nacional Suizo (BNS) para evitar que la institución corriera la suerte de su competidor estadounidense Lehman Brothers.

Por otra parte, la determinación genera aún más suspicacias porque el banco ha recortado 9.000 puestos de trabajo en menos de 18 meses.

Nuevas modelo remunerador

Con pérdidas acumuladas superiores a los 49.000 millones de francos desde que estalló la crisis de los créditos hipotecarios de mala calidad ('subprime') en el verano de 2007, el UBS es la institución financiera más afectada del mundo.

En noviembre de 2008, tras el descalabro financiero acumulado y el rescate gubernamental, el banco aceptó presentar junto con la Comisión Federal de Bancos de Suiza (CFB) un 'nuevo modelo de remuneración para el consejo de administración y el directorio ejecutivo del UBS'.

Su objetivo era enviar señales de responsabilidad como grupo. Los contribuyentes helvéticos le habían apuntalado, y el banco evitaría dispendios.

Peter Kurer, presidente del UBS, declaró el pasado 17 de noviembre: "Hemos revisado nuestro sistema de incentivos para asegurar que esté alineado con los valores del banco y que priorice principios de bienestar de largo plazo para el banco, no las ganancias inmediatas".

El esquema entró en vigor el pasado 1 de enero y terminó, en la teoría, con los bonos discrecionales que recibían los ejecutivos de primer nivel, al sustentarse en el sistema 'bonus-malus'. Si los empleados cumplen con las metas financieras fijadas, recibirán un premio adicional a su salario. Si no, no habrá recompensa.

La 'letra pequeña' del nuevo modelo precisaba que este principio era aplicable para los 12 miembros del consejo directivo y sus subalternos inmediatos, pero el UBS es un banco con más de 70.000 trabajadores, con lo que hay muchos empleados que seguirán disfrutando del derecho a bono.

Fuertes críticas

La Autoridad Financiera Suiza Supervisora de los Mercados (Finma), de reciente creación, autorizó el pago de bonos correspondientes a 2008 a los empleados del UBS.

Una decisión que desde este martes (27.01) critican abiertamente instancias como la Fundación de Protección al Consumidor (PCF) o la izquierda helvética, representada por el Partido Socialista (PS).

La Federación de Consumidores que representa a la Suiza francófona (FRC) exigió, por su parte, una mayor vigilancia sobre las actividades bancarias.

Su secretario general, Mathieu Fleury, argumenta que es incorrecto pagar bonos a los empleados con recursos públicos cuando los gigantes bancarios no indemnizaron a los clientes que perdieron dinero por seguir sus consejos financieros antes de la crisis.

Bonos 'viajeros'

En 2007, el UBS desembolsó 10 millones de francos suizos en 'bonos' para sus ejecutivos.

Este 2009 serán pagados los bonos correspondientes al 2008. Al quedar fuera de la remuneración Peter Kurer, presidente del grupo; Marcel Rohner, director general y sus colaboradores cercanos, el desembolso será menor, pero el dato exacto no se conocerá hasta que el UBS presente su Informe Anual 2008, el próximo 10 de febrero.

De acuerdo con la Asociación Suiza de Empleados de la Banca (ASEB), pagar dichos bonos es legítimo aunque el banco haya sido rescatado con recursos de los contribuyentes, porque buena parte de dichas recompensas se pagan a empleados basados en otros países del mundo.

Elementos que generaron ganancias al banco –no todas las áreas registraron números rojos en 2008- y a quienes no puede negarse un derecho que les concede el contrato que firmaron.

Esta misma asociación precisa que la parte variable de los sueldos, en Suiza y en otros países de Europa, es el ingreso más jugoso de los empleados, ya que sus salarios aumentan entre un 2 y un 3% al año, pero la recompensa adicional puede hacerlo de forma geométrica si sus resultados son buenos.

Éste es un anzuelo que atrae a ejecutivos altamente calificados a un sector que no remunera las horas extraordinarias, pero cuyos salarios y compensaciones son atractivos.

swissinfo, Andrea Ornelas

Datos clave

A principios de 2007, la acción del UBS valía más de 70 francos.

En enero de 2008, su valor superaba ligeramente los 40 francos.

Actualmente, la acción del banco número uno de Suiza vale 14,51 francos.

Según la Oficina Federal de Estadística, los trabajadores del sector financiero se cuentan entre los mejor pagados:

Bancos: 8.610 francos
Seguros: 7.310 francos
Salario medio: 5.500 francos

Fin del recuadro

UBS

El UBS es el líder de los bancos suizos y tiene presencia en 50 países.

El eje de la actividad bancaria del UBS se basa en la gestión de fortunas.

Sus acciones se cotizan en el mercado de valores suizo (SWX), así como en las bolsas de Francfort, Tokio y Nueva York.

Fin del recuadro
(swissinfo.ch)


Enlaces

Neuer Inhalt

Horizontal Line


swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes