AFP internacional

Una calle de la localidad de Plomari, en la isla griega de Lesbos, afectada por el terremoto del 12 de junio de 2017

(afp_tickers)

Un poderoso terremoto de magnitud 6,3 se produjo este lunes en el mar Egeo, frente a las costas turcas y griegas, causando 10 heridos en la isla de Lesbos, según la televisión pública griega.

La mayor parte de los heridos es de la pequeña localidad de Vrisa, añadió la televisión ERT. Dos de ellos tuvieron que ser hospitalizados.

Una mujer de 57 años pudo ser rescatada tras quedar atrapada en los escombros de su casa. Su marido también resultó herido.

"Decenas de casas se derrumbaron y las carreteras del pueblo están bloqueadas" en Vrisa, una localidad tradicional poblada principalmente por ancianos, declaró a la ERT el supervisor del servicio regional de bomberos, Marios Apostolides.

Según el instituto estadounidense de geofísica (USGS), el epicentro del terremoto se ubicó a 11 kilómetros al sur de Plomari, localidad situada en la costa sur de la isla griega de Lesbos, y a una profundidad de 5,7 kilómetros.

"La calle está llena de yeso. La gente está desesperada", contó Yiorgos Patarelis, un comerciante de Plomari.

"Varios edificios, antiguos y nuevos, fueron dañados. Estamos evaluando los daños", dijo por su parte el alcalde de Plomari en la cadena TV ERT.

El seísmo se notó en Atenas, a 300 kilómetros de ahí, y en Esmirna y Estambul (Turquía).

De momento, no se ha informado de víctimas o daños materiales en Turquía.

Turquía y Grecia están ubicadas sobre importantes fallas sísmicas y sufren habitualmente seísmos.

En 1999, dos violentos terremotos de magnitud superior a 7,0 en la escala de Richter devastaron zonas muy pobladas e industrializadas del noroeste de Turquía, en particular Estambul, causando 20.000 muertos.

AFP

 AFP internacional