Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El teniente coronel Issiaka Ouattara (d), conocido como 'Wattao', flanqueado por unos soldados amotinados, llega a una reunión en Bouaké con el ministro de Defensa marfileño el 7 de enero de 2017

(afp_tickers)

Una serie de disparos se escuchó en la noche del sábado en un cuartel militar de la capital de Costa de Marfil, Abiyán, anunció la televisión nacional.

"Se escucharon disparos en el cuartel de Akouedo, en Abiyán", dijo un presentador de televisión.

Unos periodistas de la AFP comprobaron que una encrucijada de calles cercana al cuartel estaba bloqueada por los militares.

Desde el viernes, se registran motines en unidades del interior del país, protagonizados por grupos de uniformados que reclaman mejoras laborales y salariales.

Unos soldados se amotinaron en la ciudad de Bouaké, la segunda en importancia de Costa de Marfil, lo que obligó al ministro de Defensa a viajar a esa urbe este sábado, mientras que la protesta se extendía al oeste del país.

Al caer la tarde se volvieron a escuchar disparos de armas ligeras en Bouaké, tras los obuses que lanzaron los rebeldes durante la noche y parte de la mañana de este sábado.

"Hemos venido de parte del presidente de la República para escucharlos, para tranquilizar la situación", declaró el ministro de Defensa, Alain-Richard Donwahi, a su llegada a la ciudad, que fue en el pasado capital del país.

Los amotinados habían levantado el viernes barricadas que impedían entrar a la ciudad. La protesta se extendió luego a Man, gran metrópolis del oeste del país, según una fuente militar. "Desde las 08H00 Man ha entrado en el juego", confió por teléfono.

"Salía de casa a las 7H00 cuando oí los primeros disparos, a las 8H00 se intensificaron y en este momento los militares desfilan por la ciudad en vehículos y las calles han empezado a vaciarse", explicó por su parte Jean, un habitante local.

El movimiento de protesta comenzó el viernes en Bouaké y se extendió durante el día a las ciudades de Daloay y Daoukro (centro), y Korhogo y Odienné (norte), aunque los militares se retiraron por la noche, según unos testigos presenciales.

En esas ciudades, este sábado por la mañana reinaba la calma, a excepción de Daloa, donde los soldados volvieron a disparar por la mañana, según un corresponsal.

Los sublevados reclaman el pago de primas, aumentos salariales, una promoción más ágil y viviendas propias.

- 'Discutir para encontrar soluciones'-

"Salimos de una crisis y nuestro ejército está en plena reconstrucción; las cosas no avanzan tan rápido como lo hubiéramos esperado, pero avanzan", había declarado el ministro de Defensa el viernes, antes de viajar.

El presidente Alassane Ouattara, por su lado, se encontraba en Ghana para la investidura del nuevo jefe de Estado, pero debía volver a Abiyán para un consejo de ministros a última hora del día.

Escuelas y comercios permanecían cerrados en Bouaké, bastión de un sublevamiento favorable al actual mandatario que controló el norte del país entre 2002 y 2011, mientras el sur permanecía en manos de las fuerzas leales al expresidente Laurent Gbagbo.

Este sábado por la mañana, los militares expulsaron a los comerciantes instalados en el borde de las carreteras.

"Desde que oímos al ministro en televisión, supimos que se preparaba algo contra nosotros. Si quiere venir para negociar, no hay problema. Pero si viene para atacarnos, estamos preparados para ello. Es por eso que no queremos ver a comerciantes fuera", explicó un soldado.

En noviembre de 2014, una primera ola de protestas de soldados comenzó en Bouaké y se extendió a otras ciudades, debido a importantes retrasos en el pago de salarios en los periodos 2009-2011 y 2011-2014.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP